0.jpg

No caben dudas que el género es determinante a la hora de decorar una habitación, especialmente si es para un niño pequeño. En este caso en particular, trataremos sobre cómo decorar el cuarto de una niña. Si tienes una hija, y piensas remodelar su habitación, no puedes dejar de seguir los siguientes consejos para dar con una habitación de ensueño.

Generalmente el color que predomina en el cuarto de una pequeña es el rosa y en todas sus tonalidades. Esto no significa que no se pueda optar por otro color (más que nada pasteles), como el verde, el amarillo, el celeste o el salmón.

Una vez que se seleccione el color apropiado para el cuarto, la idea básica es armonizar todos los muebles y demás elementos que van a integrar el espacio en cuestión. También es recomendable combinar colores, siendo el blanco el mejor complemento para cualquiera de los tonos que nombramos anteriormente.

A continuación ofreceremos unas cuantas fotografías en donde podrás sacar ideas sumamente interesantes para decorar la habitación de tu pequeña princesa.

  • 1

  • 2

  • 3

  • 4

  • 5

  • 6

  • 7

  • 8